5 julio 2019

Arquitectura Contemporánea. Inspiración para el diseño y montaje de stands

5 julio 2019

Seguramente todos coincidimos en que Barcelona es una ciudad con una riqueza cultural inmensa. Paseando por sus calles descubrimos ejemplos arquitectónicos tan valiosos como las ruinas y vestigios romanos de la época en la que se la conocía como Barcino, las iglesias y palacios góticos, sin olvidar el universalmente conocido Modernisme, movimiento que parece indisociable a la marca Barcelona.

Todos estos edificios, cada uno con su particular estilo y características, nos sirven como fuente de inspiración a la hora de realizar el diseño y construcción de stands. Sin embargo, en esta ocasión nos gustaría destacar la riqueza arquitectónica de Barcelona desde un punto de vista más contemporáneo. Todos los antecedentes históricos de la ciudad han servido de referente para la creación de arquitecturas posteriores, ya sea permanente o efímera como es el caso del diseño y montaje de stands, pero quizás la contemporánea pasa más desapercibida para los visitantes y turistas que apuntan con sus cámaras hacia las sinuosas formas de las casas de Gaudí o las agujas y torres que culminan las catedrales catalanas.

Nuestro objetivo esta vez será destacar algunos de los edificios contemporáneos más conocidos – o quizás no tanto – de Barcelona, para subrayar su relevancia también en el campo del diseño de stands.

 

CONSTRUCCIÓN DE STANDS, ARQUITECTURA E INNOVACIÓN

Barcelona es una ciudad en constante evolución, siempre mirando hacia el futuro. De hecho, hace poco fue designada capital europea de la innovación, cosa que se refleja en el urbanismo y la arquitectura, pero también en sus exposiciones, con el diseño y montaje de stands innovadores y creativos dominando este ámbito.

Desde el siglo XX, encontramos en la ciudad condal la presencia de arquitectos internacionales de primera línea que participan con sus creaciones a dibujar el perfil urbano de Barcelona. Si tomamos como gran referente histórico la Exposición Universal de 1888 y a partir de allí también Exposición Internacional de 1929 podemos observar la gran influencia que estas tuvieron en la evolución artística de la ciudad, así como en el diseño de stands en Barcelona.

Exposición Universal de Barcelona, 1888

Por otra parte, posiblemente todos coincidiremos en que el gran referente histórico reciente que guardamos todos en la memoria sigue siendo la celebración de los Juegos Olímpicos de 1992, en la cual participaron algunos de los arquitectos más célebres del momento. El peso que tuvo la celebración de este certamen, no sólo en el diseño y montaje de stands sino también en el sector de los congresos y ferias de la ciudad, es innegable.

A continuación, señalaremos algunos de los edificios contemporáneos que no os podéis perder si visitáis la ciudad o bien si os apetece perderos en sus formas. ¡Vamos allá!

 


 

 Pabellones y diseño de stands

Efectivamente, empezamos con uno de los grandes hitos del racionalismo arquitectónico de nuestra ciudad. El Pabellón de Barcelona de Mies van der Rohe se construyó en 1929 para la celebración de la Exposición Internacional, para ser desmontado posteriormente. Pese a que su mármol acumule más de cien años de historia, su estilo permanece mucho más contemporáneo que muchos de los edificios que se construyeron después.

Como representación de la arquitectura efímera hay que decir que fue desmontado en 1929, cumpliendo su función, pero en los años 80 un grupo de arquitectos catalanes decidió reconstruirlo de manera idéntica dado su excepcional valor artístico. Gracias a ellos podemos disfrutar hoy en día de sus formas, materiales y belleza estética. Como especialistas del diseño y montaje de stands tenemos presente constantemente este ejemplo de arquitectura en la ciudad de Barcelona.

Pabellón Alemán. Mies van der Rohe, 1929

 

HP Inc. Mobile World Congress 2018

La caja blanca

¿Qué relación hay entre la arquitectura de museos y el diseño y construcción de stands? A menudo puede ser mayor de lo que pensamos, ya que las estructuras arquitectónicas, el uso de la luz, el trabajo con los distintos materiales y la concepción espacial pueden presentar muchos puntos en común.

En Barcelona podemos encontrar un gran ejemplo del “cubo blanco”, ese espacio neutral, sin expresión ni mensaje, que es creado como contenedor para exponer arte. Este representa la extracción de la arquitectura de la escena para una mejor comunicación entre el arte y el espectador, con tal de remarcar o realzar la narrativa y la expresión de la pieza artística dentro de la exposición. De algún modo, el diseño de stands comparte esta concepción funcional del espacio, que es creado para cumplir con su objetivo y que nace al servicio de este. Además, la función en ambos casos suele ser expositiva, aunque también puede extrapolarse al ámbito relacional o divulgativo, tanto en el caso artístico como en el del diseño y construcción de stands.

Imaginamos que a estas alturas todos sabréis que hablamos del MACBA (Museu d’Art Contemporani de Barcelona), un edificio proyectado por Richard Meier que se ha convertido en emblema y símbolo de la ciudad. Situado en el barrio del Raval, en plena Ciutat Vella donde las calles son estrechas, oscuras y caóticas, se abre una gran plaza donde resalta este gigante blanco. Destacan las líneas modernas, el blanco de sus paredes combinado con la transparencia del cristal y sus dimensiones colosales.

Su interior también ejerce una gran inspiración en el diseño y montaje de stands, ya que sus muros y paredes – incluso alguno de sus techos y cubiertas – son móviles y permiten ser modificados según lo requiera el espacio expositivo. Esta capacidad de modular la arquitectura dependiendo de las necesidades de cada espacio es algo que los expertos en diseño de stands tenemos muy presente a la hora de proyectar una estructura.

MACBA. Richard Meyer, 1995

Google, Gartner 2018

Diseño recto, diseño ondulante

El llamado coup de fouet, las líneas sinuosas y las ondulaciones son una constante en el perfil urbanístico de nuestra ciudad. Quizás por su proximidad al mar, quizás porque Barcelona siempre ha sido una ciudad orgánica y próxima a la naturaleza, en sus edificios podemos encontrar claras referencias a elementos gaudinianos y la línea curva invade sus muros y fachadas.

Uno de nuestros ejemplos favoritos es el Mercat de Santa Caterina, en el barrio del Borne. Obra del gran tándem de arquitectos formado por Enric Miralles y Benedetta Tagliabue, Santa Caterina fue el primer mercado cubierto de la ciudad, restaurado en su totalidad en el año 2005, con un resultado que no deja indiferente a nadie. Ondulado y multicolor, representa en sus formas externas el contenido interior, es decir, los puestos llamativos del mercado con formas, colores y sensaciones muy diversas.

En el diseño y construcción de stands también resulta divertido jugar con las formas y colores, que dan resultados muy llamativos logrando captar la atención de los visitantes.

Mercat de Santa Caterina. Miralles&Tagliabue, 2005

Mobile World Congress 2017

Si paseamos por Passeig de Gracia, encontraremos algunos puntos destacados de la arquitectura Modernista. Sin duda, al pasar por delante de la Casa Milà, la Casa Batlló o la Casa Ametller encontraremos cientos de personas aglutinadas para apreciar su belleza. Sin embargo, la ondulación de las fachadas toma forma con estructuras tan inesperadas como el edificio de las Suits Avenue, del japonés Toyo Ito. Se trata de un proyecto muy especial, ya que transformó un edificio de oficinas en apartamentos de lujo. Uno de los secretos que esconde su estructura es que permite ver sin ser visto, cosa que en el diseño y montaje de stands siempre resulta interesante.

Suites Avenue. Toyo Ito, 2003 – 2009

Otro edificio del mismo arquitecto sería la famosa Torre Fira de l’Hospitalet de Barcelona. Como profesionales del montaje de stands conocemos bien el espacio proyectado por el arquitecto, ya que es una de las mayores sedes de ferias, congresos y convenciones de la ciudad. En este caso, el arquitecto japonés se inspiró en la forma de las flores de loto, dotando a la torre de un aspecto vanguardista. Desde luego, como profesionales del diseño y montaje de stands consideramos un honor poder admirar la singularidad de edificios como los de este grandioso arquitecto.

Hotel Porta Fira. Toyo Ito, 2010

Vodafone, Mobile World Congress 2019

Arquitectura internacional

Quizás no sea una de las obras más conocidas de Barcelona pero como profesionales del diseño de stands y del montaje de stands creemos necesario destacar la construcción del Pont de Bac de Roda, del reconocido arquitecto Santiago Calatrava. Este puente blanco de Barcelona recibió el premio FAD de arquitectura en 1987 y se inspira en las líneas curvas del cuerpo humano. Se construyó para crear un camino por encima de una vía férrea, pero también para unir el barrio de Sant Andreu con el resto de la ciudad, dotándolo de un aspecto más moderno. En Mac Group hemos trabajado en el diseño y construcción de stands que presentaban soluciones similares en algunas ocasiones.

Sin embargo, la obra más conocida de Calatrava en Barcelona probablemente sea la Torre de telecomunicaciones de Montjuïc, construida con motivo de la celebración de los Juegos Olímpicos. Como profesionales del diseño y montaje de stands tenemos muy en cuenta la innovación que este tipo de estructuras aportó a la ciudad.

Puente de Calatrava, 1987

Cisco Live 2019

Geometrías

Si pasamos a los edificios más similares a los rascacielos podemos destacar la elegancia y lo estilizado de las formas del Hotel ME, proyectado por Dominique Perrault. Se trata de un gran cubo y una estructura rectangular anexa que le sirve como contrapeso a la gran torre, enriqueciendo sus volúmenes. En el diseño y construcción de stands tenemos muy en cuenta estos elementos que hacen destacar al edificio y que convierten sus formas en algo peculiar.

Hotel ME. Dominique Perrault, 2008

Muy similar al último encontramos otra creación de Miralles&Tagliabue. Se trata del edificio de Gas Natural en la Barceloneta. En este caso los volúmenes se presentan un tanto más enfatizados, creando un efecto volumétrico realmente impresionante. En nuestro caso, el diseño de stands a veces requiere de este tipo de soluciones volumétricas destacadas para generar atmósferas o efectos inesperados para el visitante, y pese a que la construcción de stands de estas características puede ser más compleja, resulta visualmente irresistible.

Torre Gas Natural. Miralles&Tagliabue, 2007

HP Inc. Mobile World Congress, 2018

Laberintos

Para acabar, nos alejamos de la zona metropolitana de Barcelona para acercarnos a la localidad de Sant Just Desvern para ver un proyecto nacido en 1970 y diseñado por el multidisciplinar Taller de Arquitectura, un grupo de trabajo donde se unían ciencias como la ingeniería, psicología, filosofía y arquitectura. Originalmente denominado Ciudad del Espacio, fue pensado para construirse originalmente en Madrid.

Consiste en la construcción de una gran cantidad de viviendas autogestionadas que simulan una pequeña ciudad en vertical, con sus propias calles, pisos, casas e incluso tiendas y comercios.

Como profesionales del diseño y montaje de stands tenemos muy en cuenta este proyecto, especialmente por su adaptación al entorno físico donde se ubica, por sus características suburbanas e industriales, pero también su forma de laberinto, con tres bloques alrededor de un patio común.

Walden 7. Ricardo Bofill, 1970

Mac Group Stands & Exhibitions
París, 209  Principal 2ª – 08008 Barcelona (Spain)
T.: +34 934 194 879

Utilizamos cookies propias para evaluar el uso que se hace de la Web y la actividad general de la misma.
Si usted continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar